16/8/09

Y una canción desesperada

Llamálos ya que todavía hay tiempo. Sí, perdimos pero toda esa gente está, la que te pegó carteles, la que repartió boletas, la que fiscalizó, la que hizo los sanguches. Los últimos 20 de la lista que ni en pedo iban a entrar, los consejeros escolares. Llamálos a todos, organizá un asado. Ahora, ya. Deciles que todavía están ahí, ¡dales algo, la puta madre, contené un poco, tirales un salvavidas! Preguntéles y escuchálos. Deciles algo, proponé armar más, jurales amor eterno, amén. Llevalos de viaje a que conozcan a otros, traéle gente a que los conozca a ellos, congresos de la militancia, mezclalos a todos, contales quiénes son. Invitalos a tomar mate de a uno, aunque sea. Hacé un asado, mejor, y traélos a todos. Ya está, aprendé de la derrota.

Me iba de mi mesa, cabeza gacha, cuarenta y dos votos abajo de De Narváez, me agarra el fiscal del PRO y me dice "pibe, te felicito, los jóvenes tienen que participar", y yo dije la puta madre estamos perdidos, más vale que ahora llegue y me tiren una soga, loco. Y las caras de tristeza, yo te entiendo las caras de tristeza, si hubiéramos estado felices ese día éramos unos boludos, no teníamos sangre en la venas. Pero pasaron dos días, y pasaron tres, y pasaron un par de semanas. Y no sonó el celular de ninguno. Éramos nosotros los que teníamos que felicitar a los fiscales de otros partidos, ¿no te acordás?, éramos nosotros los que jodíamos que peronistas son todos, somos nosotros los que fingimos solemnidad en la victoria, los que queremos cooptar al segundo que ya ganamos. Ahora no sólo perdimos, no sólo perdimos si no que ya no lo intentamos, digo, lo de cooptar. Justo ahora, cuando todo lo que se reparte es capital simbólico. Cuando no querés repartir ni guita, bueno, está bien, no la repartas, pero aunque sea sacudime con mística, convencéme de algo.

Pero no me tires otra vez acá, que estamos todos solos. Abrinos un local, danos algo, danos un sábado con compañeros que no conocemos. Disculpá si lo digo así, tan sinceramente, disculpá si no puedo armar y llevarte algo lindo para que lo refrendes, pero veo los desbandes, y veo los que se van, y yo también les digo traidores, pero sabés cómo los entiendo, si ellos mismos, a veces, saben que se van porque no les queda otra. Pero a nosotros, a los que vamos quedando, a los que no nos podemos ir, danos algo. Porque nos trajiste hasta acá y ahora no nos dejás ir, porque no hay ningún lugar adónde ir. Yo no quiero volverme al call center.

No quiero ser el pelotudo que llama a las cuatro de la mañana y llora, no quiero ser más ese, pero me obligás, no me tirás un centro, nunca. Decime algo, aunque sea, hablános una vez a nosotros. O por lo menos hablále a los tipos que les hablabas antes, y nosotros vamos con eso. Ellos están adelante, están primero en la lista, dale, hablábles a ellos, que a nosotros también nos interpela, eso. Hacé de cuenta que te importo, fingí si es necesario, a veces es bueno fingir, es un acto de reconocimiento, de que hay otro.

Siempre dicen que somos el futuro, es mentira, somos el presente también. Queremos ser el presente, estamos hartos de que nos hagan hablar de forros y pastillas anticonceptivas, de rock y fútbol, también podemos decir algo sobre cosas que no son "dejóvenes". Pero necesitamos un lugar y alguien que nos pregunte. Sí, yo sé que es poco joven pedir que te aparateen, pero también sé cuánto duran las experiencias desde abajo, autogestionadas, necesitamos guita para esas cosas, y alguien que nos genere un compromiso con algo.

Llamálos ya, que todavía hay tiempo.

6 comentarios:

raf dijo...

Cumplí con los contratos, tuerto hijo de puta!!

Tomás dijo...

No, mi contrato está al día por mantener este blog (?) que es la pata fundamental del kirchnerismo (?).

Mariano dijo...

Está muy bueno Tomás.
Igual, aunque no llame, nos podemos tomar unas cervezas un día.
Abrazo.

Raf: Bombau no es tuerto. Lo otro calculo que sí.

Victor dijo...

El muro de berlin tambien se cayo del lado de los peronistas, antes de que me censuren por lo impreciso del comentario, banco a este gobierno, no soy peronista, vengo de otro lado, pero lo que sucede en la base, la falta de fuerza propia creo que tiene que ver con problemas estructurales, de fondo, y no con la voluntad de tal o cual. Un abrazo, no se desesperen, pedir regalado lo que uno tiene que conquistar, lo que uno tiene que imponer no es muy acertado que digamos.

Por ahi escuche, que el problema de los "kirchneristas" (si es que existe el kirchnerismo) son los kirchneristas mismos, es decir los obsecuentes, los mediocres, los oportunistas, etc. Ojo, tambien lo dice Chavez de su gobierno, y Fidel de la revolucion. Autocritica que le dicen.

Ahora si, si quieren dejenlo publicado sino no, ya estoy acostumbrado, censura dentro del campo nacional y popular que por ahora me banco.

Victor dijo...

ESTE ESTA CON SEGUIMIENTO POR MAIL CHEEE

El muro de berlin tambien se cayo del lado de los peronistas, antes de que me censuren por lo impreciso del comentario, banco a este gobierno, no soy peronista, vengo de otro lado, pero lo que sucede en la base, la falta de fuerza propia creo que tiene que ver con problemas estructurales, de fondo, y no con la voluntad de tal o cual. Un abrazo, no se desesperen, pedir regalado lo que uno tiene que conquistar, lo que uno tiene que imponer no es muy acertado que digamos.

Por ahi escuche, que el problema de los "kirchneristas" (si es que existe el kirchnerismo) son los kirchneristas mismos, es decir los obsecuentes, los mediocres, los oportunistas, etc. Ojo, tambien lo dice Chavez de su gobierno, y Fidel de la revolucion. Autocritica que le dicen.

Ahora si, si quieren dejenlo publicado sino no, ya estoy acostumbrado, censura dentro del campo nacional y popular que por ahora me banco.

Tomás dijo...

Mariano: cuando usté guste.

Victor: Ahora si querés te lo borro así te sentís perseguido.